Aukeratutako atala ◊ Diccionario ◊

• S√°bado, Agosto 01st, 2015

Antoni Jaquemot Ballarin

Sobre la deidad IUNSTIR. El lexema es IUN porque aparece en el MLH 17.1 de Villares dos nombres personales: BILOS-IUNTE y IUNTI-BILOSE. Para Iunstir podemos proponer un ‘iun-s-tir. El sufijo ‘-tir’ es com√ļn en distintos lexemas y el ‘-s-’ o ‘-z-’ tambi√©n, ejemplo: BARZKUNES (bar-z-kunes) que puede tener un car√°cter de preposici√≥n (de, por, sobre). Si postulamos que¬†el verbo “durar” ‘iraun’ se compone de un factitivo ‘ira’ + ‘iun’¬†(hacer durar) ¬†un ‘iun’ seria algo “perdurable, eterno” y “‘tir>zir(a)’ “brillante, bello, limpio, protegido”. IUNSTIR: “protecci√≥n de lo eterno”.

Jabier Goitia Blanco

Es cierto que en Euskera no hay muchas voces que comiencen por “iu”, pero si hay algunas; yo dispongo como de una docena de primitivas que afectan a conceptos muy variados.

Si se incorporan las que ahora se escriben con jota, pero que seguimos pronunciando con una especie de yod, son muchas mas.

Con respecto al agua, os envi√© hace unos meses un ensayo sobre el tema en el que conclu√≠a que la verdadera ra√≠z para el agua en Euskera es la vocal “i”; como mucho, admitiendo una dicotom√≠a como la “√ľ” francesa, vocal que ha sido de uso corriente hasta hace sesenta a√Īos y que nadie la menciona en los trabajos sobre nuestro idioma.

“I” es la expresi√≥n m√°s arcaica y elemental del agua de la que proceden todas las denominaciones de las lenguas IE excepto algunas v√©dicas (pani), el Cal√≥ (pa√Īi) y el Rumano (apae). Las cam√≠ticas y otras familias est√°n muy lejos de esta

Muchos estudiantes citan -como tu- la propuesta de Azkue, concretamente “itx-itz”, pero ah√≠ el agua es solo el primer lexema, siendo el segundo un pluralizador.

Con la forma arcaica “i”, hay infinidad de voces vascas y de otros idiomas muy antiguos como el Castellano (me da la risa cuando dicen que tiene 1000 a√Īos). Al final os pongo una lista.

Luego, a lo largo de milenios, “i” ha ido evolucionando a “√ľ”, “u”, momento evolutivo en que el sedentarismo ha comenzado a diferenciar las lenguas que llam√°is IE, todas las cuales tomaron esa “u” o sus variantes (desde el aqua hasta el w√≥dr, invento de Pokorny y el water). Y por fin lleg√≥ al actua “ur”, el cual no sirve absolutamente para nada en an√°lisis topon√≠mco (salvedad de alg√ļn neotoponimo como “urgozo”). Los “ur” de la toponimia son otra cosa.

Os adjunto algunas de estas voces por si tenéis la amabilidad de estudiarlas.

Ialada Nutria (1) Alatu, nadar boca arriba
Ialki Derramar Jalgi, esparcir
Iartu Desecar Oart, sustituir
Ibai Río (de agua) Bai, río
Ibar Ribera Bar, humedad, frescura
Ibaso Rio caudaloso So, enorme
Ibeltz Agua sulfurosa Beltz, negra
Ibi, ibe Vado Bi, camino, Be, bajo
Ibitu Deshincharse Itu, objetivo
Iboildu Empaparse Boil, redondear, hinchar
Idoi Lecho de agua, lodazal Oe, lecho
Idol Torrente, diluvio Djol, derramar
Idor Seco, √°rido Dord, anhelo, falta
Idoski Chupar Uts, sorber
Igaberea Nutria (2) Abere, animal
Igadura Ajarse Ga, privación
Igara Bomba, elevación Gara, alto
Igari Nadar Ari, desarrollar, ejecutar
Igar Marchito, seco Ga, privación
Igel Rana
Igortzi Rociar
Iguti Chozpo, salto al agua
Iguzi Fregar
Iintza Regar
Iizta Humedecer
Iiztoki Zona de rocío
Ikatz Carb√≥n de madera I, agua, Ka, ausencia, Tz, le√Īo (le√Īo carbonizado)
Ikinu Erizo de mar
Ikuzi Lavar Guzi, integramente
Inda Alberca Da, ta, pluralizador
Inotsi Manar
Intz Rocío
I√Īetazi Pedrisco
Ioso Catarata
Irla Isla La, acarreos del río
Ito Ahogarse
Itoi Embalse Toi, propenso a…
Itoi Lodazal
Itokin Gotera
Itsaso Mar Tza, conjunto, So, enorme
Itsatsi Adherir, emplastar Atsi, sujetar
Iturri Fuente de agua Turr fuente
Ixuri Fuga de agua Uri, urin, excreción
Izao Desembocadura Ao, boca
Izepo Isopo, cola de bendecir
Izerdi Sudor, savia
Izotz Escarcha Otz, frío
Iztil Gota (de líquido)
Izurde Delfín Urde, cerdo
Castellano:
Ibon Laguna glaciar Bon, retención
Iglesia Cerco de ranas Ezia, estero
Iluvial Arrastres del río Lub, tierra
Inundar Anegar Unda, estropear
Iris Arco iris Iz, luz
Hielo Hielo El, frío
VN:F [1.8.8_1072]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
• Viernes, Septiembre 26th, 2014

Antonio Arnaiz

La sardana es un baile que hoy se efect√ļa por un grupo de personas en Catalu√Īa cogidas de la mano en un corro. Se considera que hay 2 tipos la ampurdanesa y la de la comarca de La Selva y algunos otros subtipos.

Aunque en el siglo XIX Pep Ventura hizo una especie de estandarizaci√≥n del baile, dejando la sardana llamada de ‚Äúpasos largos‚ÄĚ, ya en el siglo XVI en Olot se asimila por la Iglesia la Sardana a un baile ‚Äúdeshonesto y de brujer√≠a‚ÄĚ. Documentaci√≥n esculpida aproximadamente del a√Īo 1280, se encuentra en la puerta de la Catedral de Barcelona, con personas agarradas de la mano en posici√≥n de baile.

La traducci√≥n propuesta por nosotros para explicar su significado Ref.2. es de SARTU (vasco)= agarrados, ensartados (castellano) ANA (o ANAI, vasco)=hermandad (castellano) Es decir, ‚Äúel grupo de la hermandad (ya sea o no en lenguaje religioso ritual) agarrados o unidos‚ÄĚ. En este caso, la uni√≥n se efect√ļa por las manos. Esta es la traducci√≥n m√°s plausible, ya que los iberos de San Miguel de Lliria (Valencia), la antigua Edeta, s√≠ que bailan de esta forma, como se muestra en el fragmento de cer√°mica siguiente, all√≠ encontrado. (Museo Arqueol√≥gico de Valencia). Aqu√≠.

VN:F [1.8.8_1072]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
• Jueves, Julio 23rd, 2015

Jon Gorri√Īo

Nuestro país aparece cada vez con mayor frecuencia en el contexto mundial, debido a que de un modo u otro nos vemos obligados a viajar cada vez más.

Pero, con qu√© denominaci√≥n hemos sido conocidos en el pasado? El ge√≥grafo griego Estrab√≥n menciona¬† a los Vascones. Entre los historiadores romanos Tito Livio y Plinio el Viejo diferencian el ‚ÄúVasconum Ager‚ÄĚ del ‚ÄúSaltus Vaconum‚ÄĚ, dentro de los l√≠mites territoriales.

Al comienzo del siglo IV, Paulino de Nola utiliza la denominación de Vasconia en algunos intercambios epistolares.

Unos cuantos siglos m√°s tarde, concretamente el a√Īo 1060, el Beato de Saint Sever en Aquitania construye un mapa del tipo T/O donde identifica entre otras naciones europeas el Reino de Pamplona de Sancho III el Mayor con el nombre de UUasconia.

Más adelante el Reino de Pamplona se convertirá en el Reino de Navarra, y aparecerá con esa denominación en una cartografía muy amplia.

Llegado el Renacimiento William Shakespeare contin√ļa con esa denominaci√≥n en la comedia ‚ÄúLove‚Äôs Labour‚Äôs Lost‚ÄĚ llam√°ndole ‚ÄúNavarre‚ÄĚ. En esta misma √©poca, en el Nuevo Testamento de Ioannes Leizarraga aparece la denominaci√≥n de ‚ÄúEuskal Herria‚ÄĚ y Juan Perez de Lazarraga utiliza la de ‚ÄúEusquel Erria‚ÄĚ en su c√©lebre manuscrito.

El nombre de Euskal Herria se utiliza con frecuencia en la actualidad, y si se acepta como denominador de este pueblo a este concepto √©tnico-cultural-ling√ľ√≠stico, tiene gran importancia el realizar una traducci√≥n correcta a los idiomas que utilizamos con mayor frecuencia.

Para comenzar veamos cual podr√≠a ser la traducci√≥n m√°s id√≥nea al ingl√©s. De entrada las 250 naciones que existen en el Planeta, ninguna lleva el t√©rmino ‚ÄúCountry‚ÄĚ en su denominaci√≥n. Esto apunta hacia la no idoneidad de la denominaci√≥n ‚ÄúBasque Country‚ÄĚ.

Con el objeto de marcar el territorio con mayor fidelidad podr√≠a utilizarse, por ejemplo, el t√©rmino ‚Äúland‚ÄĚ tal como lo hacen pa√≠ses como Finland, Greenland, Ireland, Netherland, Poland, Switzerland, etc. Algunos de estos pa√≠ses adoptaron este sufijo ‚Äúland‚ÄĚ procedentes de los idiomas germ√°nicos en la √©poca que estuvo de moda el nacionalismo rom√°ntico alem√°n, en el siglo XIX. Otros como Holanda e Islandia, etc., construyeron su denominaci√≥n con anterioridad pero el origen de la terminolog√≠a ser√≠a el mismo.

Podr√≠amos realizar un estudio profundo sobre si dicho sufijo ‚Äúland‚ÄĚ tiene su origen en el euskera, ya que se trata de un top√≥nimo extendido en Euskal Herria y en aquellas √°reas donde se hablaba el euskera. Es posible que el euskera actual sea el eco de aquellos idiomas vasc√≥nicos que hablaban nuestros antepasados en el occidente de Europa, tal y como dice el ling√ľista Theo Vennemann; o como indica el investigador F√©lix Zubiaga, no ser√≠a justo negar a nuestro pueblo la terminolog√≠a que hemos facilitado gratuitamente a otros pa√≠ses.

Por todas estas razones, el sufijo ‚Äďland(a), es a nuestro parecer mucho m√°s adecuado que ‚ÄúCountry‚ÄĚ. En consecuencia ser√≠a m√°s correcto utilizar ‚ÄúBasqueland‚ÄĚ al mencionar a Euskal Herria en ingl√©s, dejando a un lado la denominaci√≥n de ‚ÄúBasque Country‚ÄĚ.

Jon Nikolas Lpez de Itu√Īo

Euskararen jatorria viene exponiendo su particular enfoque de los trabajos de presentaci√≥n del estructuralismo en Euskal Herria tratando de exponer una nueva cara del an√°lisis de nuestro pasado ling√ľ√≠stico en busca de un futuro para el euskara. El trabajo es complejo porque hay que vencer distintos grados de resiliencias de los sanedrines instituidos: principalmente, de perspectiva, miop√≠as y rutinas tradicionales que deforman la lengua, cuando √©sta es un sistema donde las partes tienen tanta importancia como las funciones que desempe√Īan en el pensamiento de los pueblos.

La forma de abordar la tarea lleva desde el estudio de las ra√≠ces ‚Äďlos elementos nucleares que Jabier Goitia recoge cuantitativamente en su libro ‚ÄúEl ADN del euskera‚ÄĚ‚Äď ¬†a las matrices que de manera cualitativa constituyen las c√©lulas base de las oraciones nucleares de un pensamiento descriptivo.

El método del estructuralismo entra en el estudio histórico de la lengua y su descripción en cierto momento de su desarrollo reconociendo la dicotomía sausseriana: sincronía y diacronía. El documento más apreciado para comprender este proceso está en el estudio de la toponomástica: toponimia, hidronimia, oronimia y onomástica, que nos traen las voces que la lengua considera como un fenómeno descriptivo de una geografía (o una mitología) con categoría de comunicación social donde está tanto el significado como la designación precisa.

Euskararen jatorria viene exponiendo su particular enfoque de los trabajos de presentaci√≥n del estructuralismo en Euskal Herria tratando de exponer una nueva cara del an√°lisis de nuestro pasado ling√ľ√≠stico en busca de un futuro para el euskara. El trabajo es complejo porque hay que vencer distintos grados de resiliencias de los sanedrines instituidos: principalmente, de perspectiva, miop√≠as y rutinas tradicionales que deforman la lengua, cuando √©sta es un sistema donde las partes tienen tanta importancia como las funciones que desempe√Īan en el pensamiento de los pueblos.

La forma de abordar la tarea lleva desde el estudio de las ra√≠ces ‚Äďlos elementos nucleares que Jabier Goitia recoge cuantitativamente en su libro ‚ÄúEl ADN del euskera‚ÄĚ‚Äď ¬†a las matrices que de manera cualitativa constituyen las c√©lulas base de las oraciones nucleares de un pensamiento descriptivo.

El método del estructuralismo entra en el estudio histórico de la lengua y su descripción en cierto momento de su desarrollo reconociendo la dicotomía sausseriana: sincronía y diacronía. El documento más apreciado para comprender este proceso está en el estudio de la toponomástica: toponimia, hidronimia, oronimia y onomástica, que nos traen las voces que la lengua considera como un fenómeno descriptivo de una geografía (o una mitología) con categoría de comunicación social donde está tanto el significado como la designación precisa.

(NOTA: sobre la denominaci√≥n de Switzerland, hay una precisi√≥n que se hace necesaria resaltar en cuanto que los propios suizos se reconocen en la herencia √©tnico-ling√ľista del asentamiento celta y germano:

Schweizerische Eidgenossenschaft
Confédération suisse
Confederazione Svizzera
Confederaziun svizra
Confederación Suiza


En el cuadro que recoge la evoluci√≥n de la humanidad en los √ļltimos milenios, primero se expone la clasificaci√≥n de tres razas que se desarrollaron en la geograf√≠a de su adaptaci√≥n: 1. etiope, poblaci√≥n aclimatada a las condiciones de supervivencia por debajo del Tr√≥pico de C√°ncer; 2. pale√°rtica, poblaci√≥n al N del Tr√≥pico de C√°ncer, hasta el meridiano 90¬ļ E; 3. oriental, poblaci√≥n al N del Tr√≥pico de C√°ncer entre los meridianos 90¬ļ E a 180¬ļ E. A la especie del homo sapiens sucedi√≥ la especie del homo sapiens sapiens, nuestra especie con las razas hist√≥ricas.

Las capacidades del lenguaje del homo sapiens evolucionaron desde la expresi√≥n gestual y por se√Īas al balbuceo oral durante el Paleol√≠tico Medio; con la aparici√≥n emergente de la especie del homo sapiens sapiens hacia el final del Paleol√≠tico Medio, en el rigor del clima mas extremo, el lenguaje oral se hizo esencial.

La progresiva ampliación y capacidad del lenguaje impulsó el avance exponencial del desarrollo acelerado de la Humanidad. Fue desde la adquisición y expresión del pensamiento con el lenguaje oral del homo sapiens sapiens cuando se manifiestan los más antiguos registros de signos parietales y pinturas rupestres; hasta la constatación mediante signos con cierta determinación, para consignar el pensamiento humano con la escritura.

Sobre este término tan importante puede consultarse la charla de Jon de Zestoa:

06 Jon_Nikolas_Lpez sw Itu√Īo: Los estratos de la ling√ľ√≠stica: el caso del t√©rmino landa

Jabier Goitia

El investigador no puede estar exento de abstracci√≥n ni de intuici√≥n, porque si le faltan esas cosas se queda en “administrador” y muchos creen que el leer mucho y estar apadrinado por el “consenso acad√©mico” ya les da est√°tus de cient√≠fico.

Las edades de oro paleol√≠ticas coincidieron con las presencia de grandes manadas de b√≥vidos y otros herbivoros en las llanuras europeas cuando tras la retirada de cada glaciaci√≥n (ojo, hubo m√°s de 180 peque√Īas glaciaciones), la tierra llana respond√≠a con plantas de tama√Īo bajo que se prolongaban por cientos de a√Īos¬† hasta que los √°rboles volv√≠an a dominar, haciendo de las llanuras una especie de “oeste de los bisontes” una despensa inmensa.

“land” vendr√≠a de “landa” y √©sta de “laun-ta” (las llanuras):

“land” hori germaniar jatorria ematen zaiona gaurko kultura izakera bakoan, oro euskalduna da; bere izen zaharra, “laun-ta” da eta esanahia, “las llanuras” da, mendi lerro eta lur latzen opozizioan. Denboraren ibiliz, bigundu eta laburtu egin da “landa” eman arte. Erderazko iztegietan, landa, i√Īartegien ahantzeko landaretza da, baina ez dago dudarik, erderak, milaz eta milaz berben bezala euzkeratik hartura dela.

Jon Gorri√Īo

Una magn√≠fica exposici√≥n. La divulgaci√≥n de este trabajo constituir√° un gran avance, si por ejemplo se logra que los alumnos de la Universidad P√ļblica, al hacer pr√°cticas en otras instituciones en el extranjero, digan algo as√≠ como ” I’m from the University of Basqueland”.

VN:F [1.8.8_1072]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
• Mi√©rcoles, Marzo 18th, 2015

Eduard Selleslagh

En realidad, no hay tantas palabras vascas de origen latino, pero hay muchísimas de origen romance, lo que no es lo mismo.

Otra cosa: aunque todavía objeto de desacuerdos, es casi seguro que haya habido influencias indo-europeas mucho más antiguas, quizás por la llegada del impresso-cardial desde el Adriático (5500 aC), o con la llegada del italoide (ca. 2200-1900 aC) que dió lugar al lusitano y al celta (bajo influencia ibero-vasca) en Iberia.

Las conclusiones de G. Forni son probablemente extremadamente exageradas, pero s√≠ demuestran la presencia de unas capas muy antiguas de intrusi√≥n indo-europea. Pero esto no se aplica al caso de “pake/bake” que es universalmente reconocido como un pr√©stamo del lat√≠n. Un caso m√°s probable es el de “beles/beltz” y el griego antiguo “melas”, posiblemente con origen IE com√ļn, aunque tambi√©n es posible que sea un pr√©stamo del griego (p.e. del contacto griego-ib√©rico en Emporion/Ampurias).

Tambi√©n hay unas indicaciones aun dudosas que los √≠beros hayan tra√≠do palabras o elementos IE anat√≥licas (p.e. luvias) en su migraci√≥n desde el Egeo a la costa valenciana v√≠a las islas (tentativamente: 3000 aC); “saga(r)” podr√≠a ser una de ellas (aunque su caracter IE anat√≥lico no es seguro, s√≥lo su origen en Anatolia).

Felix Zubiaga

Por SAGAR. Si quieres buscar el origen de SAGAR, no lo busques en el euskera, aunque s√≠ el SAGARDO que es muy apetecido en estos lugares. De buscar su origen indaga en el sumerio “la SAGARRA de Inanna” que ¬†as√≠ se llamana la canci√≥n preferida de la diosa. Antiguamente los chicos de aqu√≠ bailaban la SAGAR-dantza con atuendo muy sumerio por cierto.

¬ŅQu√© significar√≠a? La misma Madona tiene instinto al titular as√≠ uno de sus espect√°culos. Pero si optas por el lat√≠n, tienes a SACHRA “dulce” del que la liturgia cat√≥lica hace SACRA. ¬ŅD√≥nde los pescar√≠a? Digo el lat√≠n de los romanos. De paso: se muerde y se tira.

Xabier Renteria

La teor√≠a ‚Äėminimalista’ de la reconstrucci√≥n interna que proponen algunos profesores de la Universidad del Pa√≠s Vasco se caracteriza por limitar a muy pocos casos los t√©rminos inequ√≠vocamente vascos, reduciendo al euskera preindoeuropeo a un idioma unisil√°bico ‘casi neandertal‚Äô ;-)

Y curiosamente, ‚Äėbeltz‚Äô (es decir, su origen etimol√≥gico) es uno de esos pocos ‚Äėt√©rminos m√≠nimos‚Äô que esta teor√≠a toma como inequ√≠vocamente eusk√©rico.

Pero veo que ni siquiera nos quedar√° ese.

VN:F [1.8.8_1072]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
• Lunes, Noviembre 01st, 2010

Composición: henau(t)si + -(k)era

Significado: forma de hablar

Evolución:

- henau(t)si + -(k)era

- henauskera

- (h)enuskera (Garibayk 1571an ‚Äúenusquera‚ÄĚ

grafia erabili zuen)

- ehuskera

- euskera

Explicaci√≥n: la primera persona que hizo esta propuesta fu√© Alfontso (‚ÄúEtimolog√≠a del nombre vasco del vascuence y las vocales nasales vascas descritas por Garibay), Fontes Linguae Vasconum n¬ļ 56, p√°g. 139-148, 1990)

Hoy d√≠a podemos estar bastante seguros que existi√≥ el verbo enautsi, que era sin√≥nimo de hablar. Todav√≠a se conserva en vizcaino las flexiones dinost-di√Īaust, dinotsat‚ÄĚ (= me dice, le digo), en donde podemos reconstruir el verbo *inotsi / *inautsi. Adem√°s el verbo *-*erauntsi guardar√≠a obra forma derivada, un infijo ‚Äďra- causativo *eranauntsi, que en vizcaino todav√≠a se utiliza en las formas dirautsat-dirautsagu. Con todo esto, no parece que hubiera relaci√≥n con una hipot√©tica ra√≠z¬† *ausko

Por otra parte, el sufijo -(k)era es conocido y no presenta problemas de comprensión ya que significa forma o modo.

Autores: Alfontso Irigoien, Eduardo Aznar

VN:F [1.8.8_1072]
Rating: 7.3/10 (7 votes cast)
• Jueves, Julio 03rd, 2014

En Ama-Atan, Xabier Renteria ha empezado a recoger información sobre este tema tan imporante. Recoge las dos versiones actuales:

- Vascónica, es decir, la raíz aitz/atx erroa sería de Euskal Herria

- Endógena: vendría del indoeuropeo.

Esta es la lista recogida:

a) Herramientas cortantes.
aiz-kor o ‘hacha’;
aiz-tur o ‘tijeras’;
aitz-zur o ‘azada (de roca ‘aitz’ y madera ‘zur’)';
aiz-to o ‘cuchillo’;
zulak-aitz o ‘cincel (zulatu – agujear, zulakaitz, ‘piedra que agujerea’)';
op-aitz-ur o ‘azuela;
aietz o ‘machete’…

b) Términos de instrumentos probablemente relacionados.
gur-aiz-ak o ‘tijeras’;
az-kona o ‘flecha’;
az-pila o ‘bandeja…

c) Otros términos probablemente relacionados.
Zu-haitz o ‘√°rbol (¬Ņzur+haitz o ‘roca de madera’?);
Azpian o ‘debajo (aitz-pean?…

d) Exclamaciones posiblemente relacionadas.
atx! como exclamaci√≥n de dolor (¬Ņprovocado por instrumentos de piedra o roca?);
aiz! como exclamaci√≥n de ¬°agarra a ese ganado¬° (¬Ņa la piedra?)

e) Toponimias con el monema ‘-aitz-’.
Atxarte, Atxuri, Atxarte, Aizkorri, Lemoatx, Udalatx/Udalaitz, Untzilatx, Akaitz, Allaitz, Atxuri…

f) Otros términos que pueden remitir a culturas cazadoras-recolectoras o paleolíticas.
Su(k)arria o ‘piedra de fuego’ (pedernal o s√≠lex para hacer fuego);
Artua o ‘lo recogido’ (mijo)…

VN:F [1.8.8_1072]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
• Jueves, Febrero 11th, 2016

En los comentarios de este post (ver parte inferior -Iruzkin-), participan varios investigadores: Trino, Jaquemot, Silgo, Zubiaga y el propio Montanyés

Propuesta de debate de Víctor Montanyés

Palabra: ildun

Posible significado: que ha muerto

Textos epigr√°ficos:

1. Plomo de Enguera (Valencia)
2. Plomos del Pico de los Ajos II A i III (F.20.2)
3. Orley¬† de Vall d’Ux√≥ (Castell√≥n de la Plana)

Topónimos:

Illuro (actual Mataró)
Ahora no recuerdo otros pero en el País Vasco si hay algunos Illarria, etc.

Explicación:

Este top√≥nimo es confuso ya que se ha propuesto tambi√©n para ‘pueblo, ciudad’, ya que “illir” (iltir) da en vasco “iri” y se supone que “illun” di√≥ lugar a “irun”, “irunea”, etc. Creo que cabe las dos explicaciones, para ‘ciudad’ m√°s en la zona vasca, y para “muerte” en todas las zonas iberas incluyendo la zona vasca.

VN:F [1.8.8_1072]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
• Lunes, Noviembre 01st, 2010

Composición: ahozko + era

Significado: forma de hablar

Evolución:

- ahozko + era

- euskera

Explicaci√≥n: en un primer lugar, para poder entenderse de alguna forma, despu√©s de los signos, empezar√≠an a utilizar la palabra ‚Äúera‚ÄĚ (forma)‚Ķ Luego poco a poco, nuevas palabras ir√≠an sustituyendo a esos gestos corporales‚Ķ Con las nuevas palabras inventadas ir√≠an denominando los objetos, partes, entornos, lugares (ojos, orejas, nariz, boca‚Ķ). Toto ello surg√≠a de AHO (boca)‚Ķ y as√≠, en la medida que iban creando ese corpus a trav√©s de¬† ‚ÄúAhozko-era‚ÄĚ (la forma de la expresi√≥n verbal), Euskara. Este ejercicio es un ejercicio para intentar curar nuestra enfermada conciencia. Todav√≠a, estamos a tiempo, seguramente‚Ķ

Autor: J.P. Erbin

VN:F [1.8.8_1072]
Rating: 6.5/10 (2 votes cast)
• Lunes, Noviembre 01st, 2010

Composición: e + uts + ko + era

Significado: ¬ŅForma de hablar de los puros?

Evolución:

- e + uts + ko + era

- eusko + era

- euskera

Explicaci√≥n: no est√° claro pero podr√≠a ser el lenguaje de los puros. Aparecen palabras parecidas como ‚Äúusko‚ÄĚ, ‚Äúosko‚ÄĚ en terreno √≠bero, en Italia, y tambi√©n en Norteamerica (Ata-Uskos o atabascos actuales).

Autor: Antonio Arnaiz

VN:F [1.8.8_1072]
Rating: 5.5/10 (2 votes cast)
• S√°bado, Noviembre 27th, 2010

Composición: a +  m + a

Significado: fuerza activa vital materializada

Evolución:

- ama

Explicaci√≥n: los fonemas ‚Äúa‚ÄĚ ya ‚Äúm‚ÄĚ tienen un significado concreto:

A: Fuerza vital activa

M: Sonido que representa a la tierra o al mineral y que oímos siempre que estamos en el interior de una cueva o lugar aislado de los sonidos directos del exterior.

Las dos ‚Äúe‚ÄĚ que tenemos en la palabra EME (hembra) nos indican una energ√≠a que no se ha materializado ya que el fonema ‚Äúe‚ÄĚ indica pasividad. Pero cuando una EME (hembra) se convierte en AMA indica que dicha energia se ha materializado y por tanto las dos ‚Äúe‚ÄĚ se han convertido en ‚Äúa‚ÄĚ: AMA.

Autor: Imanol Mujika

VN:F [1.8.8_1072]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
Apartado: Ama  |  A√Īadir comentario