Aukeratutako etiketa ◊ ostraca ◊

• Larunbata, Urria 15th, 2016

Ostraka hitza famatua egin da gurean, Iruña-Veleiako ostrakei esker. Baina Ostraka euskalduna blogean jaso duten moduan, askoz gehiago dago:

Ostrakas de Calahorra. Celtiberia:

LUEIKAR, EVTYCHETIS PONE, VRSE, “KARU” edo “KARTU”, “AIO”, “ELANOU” edo “ELANOTU”, “NALBANKE” edo “NALBANDA”


Iturriak:
– Inscripciones paleohispánicas sobre cerámica de la Rioja de Serafín Olcoz Yanguas.
– Sobre Un Grafito De Interpretación Discutida de Ignacio Simón Córnago.
– Una Jarra De Cerámica Romana Con Inscripción Post Coctvram de Rosa Aurora Luezas.
– Restos ArqueolĂłgicos De Época Romana En PolĂ­gono TejerĂ­as de JosĂ© LuĂ­s Cinca.
– Inscripciones paleohispánicas sobre cerámica de Navarra de Serafín Olcoz Yanguas.

Ostrakak eta grafitoak duela 1700 urte aztarnategietan Iruñeko Gaztelu plazan Nafarroan, Gipuzkoan Arditurrin,  Forua Bizkaian, Araban Aloria, Heredia, Arkaian, Iruña Veleian
 Calahorra, Errioxa


Ostrakak Iruñean Gaztelu plazan (Mercedes Unzu, Plablo Ozcariz)
Irun ostrakak eta grafitoak. Terra sigilata Irun. Munibe.
Ostrakak Arditurri Oiartzun 600 esklabu egunero lanean 200 urtetan (Thalacker)
Ostrakak Heredia Araba
Grafitoak Arkaia. Araba. Pilar Ciprés
Forua Bizkaia
Ostrakak euskaldunak 1700 urte Iruña Veleia
Aloria, Arrastaria, Amurrio, Araba (Juan José Cepeda)
Ostrakak, grafitoak Gipuzkoan
Ostrakak Errioxan eta Nafarroan.

Grafitos en Hispania: State of the Art (“estado de la cuestión”). Amaata.

Ematen du leku guztietan daudela ostrakak. Errukirik ez dago Iruña Veleian euskara zaharra aurkitu zuten arkeologoekin, justizia ez da ezagutu azken 8 urtetan.

VN:F [1.8.8_1072]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
• Osteguna, Urtarrila 08th, 2015

Ama-Atan Miguel Thomsonen post interesgarri bat agertu da. Bertan, Iruña-Veleiako hizkiak antzinako beste hainbat hizkiekin dituzten antzekotasunak luze idatzi du: S, R, J, A…

Amaierako ondorioetan esan duen moduan, harrigarria izan da Aldundiaren Adituen Batzordean arkeometria arloko aditurik ez egoteaz gain, paleografia arloko aditurik ere egon ez izana.

En este post se muestran numerosos paralelos en la AntigĂŒedad de las formas de las letras de los grafitos de Iruña-Veleia, al parecer desconocidos para los miembros de la comisiĂłn constituida por la DiputaciĂłn Foral de Álava. Estos paralelos se añaden a los lingĂŒĂ­sticos (4,12), epigrĂĄficos (1,13), iconogrĂĄficos (14) e incluso microscĂłpicos y mineralĂłgicos en los depĂłsitos de los grafitos (15) señalados en diversos informes y escritos.

Mientras algunos miembros de la comisiĂłn solo hablan de falsedad, imposibilidad, “impensabilidad”, etc., tres profesores universitarios latinistas que evaluaron conjuntamente los grafitos latinos solo hablan de la existencia de paralelos lingĂŒĂ­sticos en la AntigĂŒedad, muchos y descritos en la literatura (16). Paralelos y mĂĄs paralelos, que se acumulan sin cesar, algunos de ellos descritos posteriormente a los hallazgos de Iruña-Veleia y por lo tanto no susceptibles de haber sido imitados por un falsificador.

La pregunta obvia es Âżpor quĂ© no los encontraron los miembros de la comisiĂłn? La repuesta parece sencilla: porque no los buscaron, ya que se encuentran sin dificultad. Y Âżpor quĂ© no los buscaron? La respuesta es algo mĂĄs complicada. Por la forma en que estĂĄn redactados algunos informes, da la impresiĂłn que sus autores hubieran partido de la premisa de que los grafitos eran falsos, por lo que en vez de buscar paralelos en la AntigĂŒedad, se dedicaron con afĂĄn desmedido a buscar cualquier argumento, por absurdo, retorcido, o “cogido por los pelos” que fuera, para apoyar esa idea preconcebida. ÂżPor quĂ© partieron de la premisa de que eran falsos? Tampoco es fĂĄcil responder a esta pregunta y la respuesta puede no ser la misma para todos los casos: algunos, quizĂĄ, por motivos interesados (que, siendo bien pensados, se debe suponer que influirĂ­an de forma inconsciente o no totalmente consciente), otros porque fueron persuadidos por los primeros (algo parecido a lo que ocurriĂł en el comitĂ© de expertos que analizĂł el osario de Santiago y la tablilla de JoĂĄs en Israel) (17), otros por la excepcionalidad de algunos hallazgos unida a alguno de los otros factores mencionados arriba. Y aquĂ­ entra en juego cierta dinĂĄmica de grupo que hace que un grupo de personas pueda llegar unĂĄnimemente a una creencia errĂłnea, persuadidas por uno o mĂĄs miembros del grupo, como ocurriĂł en casos conocidos de juicios mediante jurado que resultaron en la condena, incluso a muerte, de personas inocentes. Pero esto queda para estudio de psicĂłlogos y sociĂłlogos.

Lo cierto es que los paralelos son innegables y muy abundantes y variados, de manera que quien quiera seguir manteniéndose inamovible en su absoluta seguridad en la falsedad de los grafitos de Iruña-Veleia, sin dejar ni siquiera un resquicio a la duda o al escepticismo, va a tener que enfrentarse a situaciones muy difíciles, ya sea en el åmbito judicial o en el científico. A quien se mantenga en tal actitud, solo cabe decirle que para ver la realidad basta con abrir los ojos, porque, como dice el refrån, no hay mås ciego que el que no quiere ver.

VN:F [1.8.8_1072]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)